Papá Noël visita nuestra escuela infantil en la Navidad de 2014

Abrazando a Papa Noel jpeg

Pecas, nuestra querida escuela infantil, se ha visto honrada con la visita de Papá Noël en persona (no un sucedáneo de imitación)

Desde las primeras horas del martes 23,  en todo el entorno más próximo,  se oían los villancicos procedentes de las instalaciones de  Pecas.

Nuestr@s pecos@s aguardaban emocionados la llegada del esperado momento que sus “profes” les habían anunciado en los días anteriores.

Ensayaban con las panderetas todos los villancicos que concen para que Papá Noel se sintiera muy atraído cuando pasara por Pozuelo y se viera impulsado a entrar y descubrir que había detrás de esa puerta a la que accedía por un parking, decorado con muñecos que imitaban su imagen en diversas posturas y por un artesanal Belén que se notaba organizado con la ilusión y el cariño que todas las “profes”, formando equipo, habáin conseguido elaborar para la mayor complacencia de todos los pecos@s.

Ésta fue la secuencia de esa mañana:

De repente se escuchó la campana de Papá Noel y los pecos@s más mayores, de los grupos de 2-3 años, salieron al jardín a recibirle.

Entró en Pecas empujando un carro cargado de regalos y saludando a todos los niñ@s.  ¡No hay nada que se pueda comparar con las caritas de sorpresa, alegría y asombro de tod@s  ell@s al descubrir a este señor viejo, barbudo y gordito que se entretuvo a saludarles antes de visitar cada clase.

En el aula de los bebés entró muy despacito para evitar sobresaltarles, mantuvo una prudente distancia y cuando ya le habían admitido y considerado una figura “amiga” le permitieron compartir con ellos su “tatami”, consintieron que les cogiera en brazos y alguno, de los más atrevidos, hasta dejó depositado un beso entre sus blancas y sedosas barbas. En su memoria permanecerá esta imagen que aflorará de nuevo en las próximas navidades incrementado cada vez más la ilusión en la misma medida que decrecerán sus temores.

A continuación se trasladó a la zona de los pecos@s de 1-2 años que le aguardaban en sus clases con las persianas bajadas y cuando sus “seños” -gracias a su “sexto sentido”-  percibieron que se acercaba subieron las persianas y ¡ohhh! allí estaba.  Por su corta edad todavía no verbalizan las emociones pero sus expresiones lo decían todo: “¡ven, ven y entra que te conozca,  pero yo quiero estar cerca de mi seño por si acaso”. Poco a poco, y con la sensibildad que para con los niños de corta edad caracteriza a nuestro Papá Noël,  se congració con todos los pecos@s de estos grupos. ¡A esto le ayudó mucho la entrega del regalo personal a cada uno!

Y por fin.. llegó el turno a los mayores de 2-3 años.  En ellos se junta la inocencia más tierna y pura y el conocimiento ya asentado en la tradición, la ilusión de lo que va a llegar con la impaciencia de vivirlo ¡ya!, el temor que todavía late en ellos luchando con la audacia que ya se inicia y como resultado de todo esto: saben aguardar su turno, manteniendo a raya su nerviosismo, a la espera de que Papá Noël diga su nombre, les haga individualmente las recomendaciones pertinentes, reciba los chupetes de los que todavía los utilizan y están decididos a desecharlos y, a todos ellos,  les entregue un regalo muy bien presentado;  cuando lo reciben lo exploran, manipulan y se lo entregan a sus “profes” sin abrirlo  porque ellas les han explicado la ilusión que tendrán papá y mamá si lo abren juntos y ¡así lo han hecho!. Como agradecimiento final y síntoma de entrega total se han lanzado sobre Papá Noël para llenarle de besos y abrazos ¡en algunos momento estuvo literalmente sepultado por esta avalancha de pecos@s!

Finalizamos esta mañana dejando que Papá Noél continuara su recorrido visitando a otros niños tan merecedores de regalos como nuestros pecos@s pero antes le hicimos prometer que estaría de nuevo en nuestra escuela infantil en la Navidad del 2015. A ello se comprometió sin hacerse de rogar porque él es muy feliz en Pecas y esta jornada la vive con verdadero sentimiento,  sin importarle las incomodidades que le puede suponer estar en unas aulas tan calentitas vestido con las ropas apropiadas para realizar un viaje desde unas tierras tan frías como son las de su pais de origen.

La huella que estos actos dejan en los niñ@s es tan maravillosa que perdurará en el tiempo; Pecas se encarga de poner los medios para sembrar esta ilusión y alimentarla con imaginación y fantasía haciendo de este día un momento mágico repleto de emociones que permanecerá en el recuerdo de nuestros pecos@s.

En nuestro FB tenéis un vídeo recopilatorio de la entrada de Papá Noël y aquí os dejamos algunas imágenes testimoniales organizadas por grupos. Disfrutadlas!!

 

Aquí fotos Bebés

 

Aquí fotos 1-2 clase A

 

Aquí fotos 1-2 clase B

 

Aquí fotos 2-3 clase A

 

Aquí fotos 2-3 clase B

 

Aquí fotos 2-3 clase C

 

Aquí fotos asistentes días sin cole

Deja un comentario

Tu email no será publicado. Los campos marcados con * son obligatorios

limpiar formularioPublicar comentario