Centro de experiencias en el grupo de los bebés: “mi cuerpo”

maxresdefault 2
L@s PecasBebés han finalizado el centro de experiencias “mi cuerpo”

De nuevo hacemos hincapié en el desarrollo del conocimiento de su propio cuerpo como parte muy importante en estos primeros años.

Y a través de juegos y actividades les invitamos a que lo exploren y vayan alcanzando metas que les harán sentir más independientes.

Agacharse, levantarse, bailar… con sus profes y sus compañeros les facilitará ir fortaleciendo y perfeccionando sus movimientos poco a poco.

Su reto máximo lo conseguirán alrededor del primer año de vida: CAMINAR.

Sus brazos y sus manos también  forman parte de su desarrollo  en estas edades y a través de juegos de imitación con pañuelos suaves las profes han conseguido que los pecosos tomen conciencia de ellas y vayan consiguiendo un manejo de estas agarrando y poniendo en movimiento  objetos sin peso como son estos pañuelos. Como les ha gustado la danza con vistosos pañuelos llenos de color

Otra de las experiencias que les ha encantado con la que han favorecido también su motricidad fina en sus manitas a través de la exploración ha sido el juego con gran cantidad de tiras de papel de nuestra trituradora del despacho.

Estrujarlo, escuchar su sonido, entremezclar sus deditos en el papel les ayuda a tomar conciencia de sus manos y sus dedos.

Estimular el sentido  del gusto disfrutando de una actividad lúdica, es otra de las experiencias que ofrecemos a nuestros pecosos

El objetivo de los ejercicios gustativos consiste en ampliar el abanico de  sabores que presentamos a los pecosos

Les ofrecimos un platito a cada uno y en cada plato un trozo de limón y un trozo de pan.  Les permitimos que exploraran mientras eligían qué coger, les invitamos a que se lo metieran en la boca, lo chuparan….descubrieran los diferentes sabores. La coordinación ojo-mano y mano-boca juega un papel muy importante también en la interiorización de las partes de su cuerpo.

Al exponer al niño a sabores diversos y de contraste como dulce y salado, amargo y ácido… se le abre todo un abanico de posibilidades.

No podemos olvidarnos de los juegos frente al espejo descubriendo las diferentes partes de su cuerpo… donde están nuestras manos? Y nuestra nariz? Descubrir su imagen en el espejo les ayuda a interiorizarla a la vez que se divierte con la actividad

Como punto final del centro de experiencias otro juego con las manos: la irresistible atracción de nuestros bebés por los rollos de papel higiénico consiguen desarrollar su coordinación ojo- mano a la vez de su motricidad.

Colocamos en el aula unas cuerdas de donde colgaban varios rollos de papel higiénico a su alcance.

La diversión de quitarlo del rollo y rodearse de papel o hacerlo girar en las cuerdas hasta formar una montaña de papel en el suelo fomenta todos estos objetivos anteriormente mencionados y los pecosos pasaron una mañana a tope de diversión.

 

 

 

 

 

What do you want to do ?

New mail

Deja un comentario

Tu email no será publicado. Los campos marcados con * son obligatorios

limpiar formularioPublicar comentario